La Resistencia francesa

Descripción: Conjunto de movimientos y canales clandestinos que continuaron la lucha contra el Eje en el territorio francés tras el armisticio hasta la liberación en 1944.

Etiquetas del tema: Francia La Resistencia francesa La Résistance

Responder
Avatar de Usuario
albertoa
Major General
Major General
Mensajes: 5827
Registrado: 04 04 2008 00:05
País 2GM: U.S.A
Zona/Región: Normandía. Playa Omaha
Ubicación: España

La Resistencia francesa

Mensaje por albertoa » 21 04 2008 00:58

LA RESISTENCIA FRANCESA. “LA RÉSISTANCE”


Logo de la Resistencia francesa. Jean Moulin y la Cruz de LorenaLogo de la Resistencia francesa (Jean Moulin y la Cruz de Lorena)
La Resistencia francesa, conocida en Francia como «La Resistencia» (en francés: La Résistance), es la forma como se denomina al conjunto de movimientos y canales clandestinos que continuaron la lucha contra el Eje en el territorio francés tras el armisticio del 22 de junio de 1940, hasta la liberación en 1944. La lucha consistió, por una parte, en acciones de información, sabotaje y operaciones militares contra las tropas de ocupación (mayoritariamente alemanas) y contra las fuerzas del régimen de Vichy. Por otra parte, se trataban aspectos más bien civiles y no violentos, como la existencia de una amplia prensa clandestina, la difusión de folletos, la producción de documentación falsa, la organización de huelgas y manifestaciones, la puesta en marcha de múltiples redes para el salvamento tanto de prisioneros de guerra evadidos, de refractarios al STO (Servicio de Trabajo Obligatorio) y de judíos perseguidos.

La Resistencia pudo manifestarse tanto en la ciudad como en el campo, sobre todo –para ése último- a raíz del nacimiento de los maquis en la primavera de 1943 (el nombre “maquis” se refiere a un tipo de vegetación mediterránea, un bosque frondoso -particularmente en Córcega- y aún más a la expresión corsa “prendre le maquis”, que significa refugiarse en el bosque para huir de las autoridades o bien de una vendetta). El ejército de las sombras reunió a hombres de todos los horizontes, expuestos a una terrible represión por parte del RSHA (Oficina Central de Seguridad del Reich), del Abwehr (Servicio Secreto alemán), de la Wehrmacht, así como de la Milicia Francesa y de la policía del Estado francés (régimen de Vichy). Aunque la Resistencia activa y organizada nunca representó más de 2 ó 3 % de la población francesa, no hubiese podido sobrevivir ni desarrollarse sin innumerables complicidades populares, en particular en la época de los maquis.

Los resistentes fueron hombres y mujeres de todas las edades, aunque a menudo jóvenes, incluso muy jóvenes. Los estudios apuntan que, a pesar de que la Resistencia contó con auténticos personajes románticos y bohemios, la gran mayoría de ellos estaban casados, tenían un oficio y una vida de familia. Entre éstos cabían universitarios, maestros, periodistas, ingenieros, eclesiásticos, militares, adolescentes de las clases medias y superiores, tanto como obreros, tendederos o artesanos. Sólo una minoría vivía a tiempo completo en una total clandestinidad.

Todas las capas sociales, todas las sensibilidades políticas, filosóficas y religiosas están representadas en el seno de la Resistencia. No obstante, los judíos, los demócrata-cristianos, los socialistas y los comunistas son los que más llenaban sus filas. Si bien la clase de los grandes empresarios está muy poco presente -a pesar de excepciones destacables (Peugeot, Michelin)-, en cambio numerosos elementos tradicionalmente conservadores como los de la Iglesia, los militares o la aristocracia, participan de forma significativa en la lucha.

Una gran cantidad de extranjeros combatieron con los resistentes franceses: antifascistas italianos, antinazis alemanes y republicanos españoles refugiados en Francia; inmigrantes polacos y armenios; judíos apátridas. Franceses o extranjeros, es de subrayar que a nivel representativo, los judíos destacaron dentro de la Resistencia, en todos los niveles de responsabilidad y en todas las formas de combate subterráneo.

No todos los franceses eran partidarios de Pétain en 1940. Nada más iniciarse la ocupación comenzó la Resistencia, aunque se considera el 18 de junio de 1940, fecha de la convocatoria realizada por De Gaulle en Londres, como principio de la misma.

Paralelamente, diversas formas anónimas de hostilidad hacia el ocupante y Vichy sucedían en suelo francés: La resistencia surgía por doquier, en un primer momento como reacción espontánea, nacida de la rebeldía o de la decisión de unos pocos que no requería la llamada de un jefe o de un partido para producirse. Luego, más extendida y organizada, recibiendo órdenes, transmitiendo mensajes, coordinando su acción y desembocando al final, en 1944, en una animadversión colectiva hacia la ocupación nazi.

Hubo al principio dos corrientes de la Resistencia. Una exterior, fuera del territorio galo, aglutinada en torno a De Gaulle. Este quería formar un ejército de tipo clásico. Fueron las Fuerzas Francesas Combatientes, que más tarde se denominaron Fuerzas Francesas Libres (FFL). Nacidas en precario, se convirtieron progresivamente en un verdadero ejército gracias a las aportaciones de los territorios coloniales de África: África Ecuatorial francesa, Madagascar y, posteriormente, África del Norte.

Al mismo tiempo, se emprendía una acción política que cobraría importancia creciente en las actividades del general De Gaulle. El Comité Nacional Francés de Londres, formado en 1940, fue luego Comité Francés de Liberación Nacional y, en 1944, Gobierno provisional de la República francesa. Este organismo político creado por la resistencia exterior debía representar ante los aliados a la Francia resistente y defender los intereses galos. Paulatinamente, acabó representando a toda la Resistencia francesa, exterior e interior.

Porque, independientemente de la acción inicial del general De Gaulle, hubo una resistencia interior que adoptó progresivamente formas organizadas de actuación. Muy pronto creó redes de evasión a través de la línea fronteriza para prisioneros de guerra fugados, judíos perseguidos y aviadores aliados abatidos. Por una de estas redes llegaron a España, rumbo hacia Inglaterra o África del Norte, franceses deseosos de continuar la lucha. También circularon agentes de información al servicio de los aliados que comunicaban a éstos particularidades militares del enemigo.

En breve, sin embargo, la resistencia amplió sus objetivos. La dimensión política, en el noble sentido del término, le proporcionó consistencia y le permitió expresarse dentro de los movimientos, organizaciones dedicadas no sólo a la información, sino al sabotaje, la acción armada, la propaganda contra el ocupante y contra Vichy y a preparar la toma del poder por la Liberación.

Antes de que se constituyeran los grandes movimientos de la resistencia, el aspecto político de la lucha se planteó en 1940 con la puesta en marcha del Partido Comunista clandestino. Los comunistas fueron la primera fuerza política en recuperarse de la catástrofe de la ocupación.

Las condiciones en que se desenvolvió la negociación con las autoridades de ocupación para que autorizaran la publicación de L'Humanité, órgano de prensa del partido comunista, permanecen turbias. En cualquier caso, esta autorización no se concedió.

Por el contrario, a partir de otoño de 1940, Vichy y el ocupante comenzaron la persecución de los comunistas -que habían reemprendido la difusión de propaganda clandestina-. Entre los numerosos detenidos, escogería la Wehrmacht a aquellos rehenes que luego serían fusilados en represalia a los ataques contra las tropas germanas, iniciados durante el verano de 1941. Entre ellos, los de Chateubriant, fusilados en octubre de 1941.
Lámina de un grupo de maquisLámina de un grupo de maquis
La gran huelga de los mineros del norte, en mayo de 1941, es organizada por los comunistas de la zona. Ese mismo mes, el Partido Comunista anuncia la creación del primer gran movimiento de resistencia, el más numeroso y persistente: el Frente Nacional.

Ningún historiador discute, por tanto, que el Partido Comunista clandestino entró en la resistencia antes del 22 de junio de 1941 sin saber que la Alemania nazi iba a atacar a la Unión Soviética. Pero no es menos cierto que desde entonces la acción comunista cobró renovado vigor y nuevas formas.

En verano de 1941, los comunistas empezaron a realizar atentados contra los soldados alemanes. El hecho no dejó de suscitar problemas de conciencia en los resistentes, incluso entre los comunistas, por las represalias que esos atentados desencadenaban. Posteriormente, el Frente Nacional crearía sus propios grupos armados, los francotiradores y partisanos franceses, encargados de combatir al ejército de ocupación.

Continuamente, los comunistas se situarán en primera línea de la lucha, rehusando cómodas retaguardias. Por eso se cebará en ellos la represión. Pero a la vez suscitarán controversia en la propia resistencia y, a partir de 1943, jugarán un papel señero en las altas esferas de la resistencia nacional.

Otros franceses de otros credos políticos y de todos los medios sociales, movidos a menudo por puro patriotismo, constituyeron también, más o menos pronto, movimientos de resistencia y lucha -militar y política- contra el ocupante y Vichy. Varios extendieron su influencia por la mayor parte del territorio y sus periódicos difundieron a veces más de 100.000 ejemplares.

Además del Frente Nacional, los movimientos más importantes fueron Combat, dirigido por Henri Frenay; Libération, con Emmanuel d'Astier de la Vigerie, y Libération-nord, ambos inspirados por socialistas y sindicalistas socializantes; Franc-Tireur y, a menor escala, Organización civil y militar, y el periódico clandestino de los cristianos resistentes, Témoignage chrétien.

El año 1943 será decisivo en la evolución de la resistencia interior y exterior, porque ambas se unificarán en torno al jefe de la Francia libre, Charles De Gaulle.

Los americanos habían desembarcado en noviembre de 1942 en África del Norte y, tras entenderse con el almirante Darlan, uno de los principales dirigentes de Vichy, confiaron el mando francés de la zona liberada al general Giraud.

Aunque prisionero de guerra evadido de la fortaleza de Königstein, en Alemania, y hostil al ocupante, Giraud era partidario de Pétain y de la Revolución nacional, por lo que mantuvo en el territorio bajo su mando las leyes de Vichy, incluso las contrarias a los judíos y los comunistas.

Los americanos tuvieron alejado de las operaciones africanas a De Gaulle e ignoraron completamente la resistencia interior. Entonces ésta decidió apoyarle para que De Gaulle pisara África del Norte, quitase el mando a Giraud y asumiera en solitario la dirección del Comité Francés de Liberación Nacional.

El general De Gaulle encomendó a Jean Moulin la tarea de agrupar a las diversas fuerzas comprometidas en la resistencia interior. Estas se constituyeron en abril de 1943 en un órgano de dirección común: el Consejo Nacional de la Resistencia.

Ni De Gaulle ni la resistencia interior -ni por supuesto la comunista- querían que en la Francia liberada del ocupante alemán se perpetuase el régimen de Vichy sostenido por Giraud. Tampoco aspiraban a que Francia cayese en la dependencia de los libertadores anglosajones ni de los americanos, cuyo hombre de paja parecía ser Giraud.

Además, en ese año 1943, los resistentes del interior y el general De Gaulle acababan de granjearse las simpatías de la gran mayoría de franceses, ya despegados de Vichy y cada vez más hostiles al ocupante.

Evidentemente, los franceses comprometidos con la resistencia desde el principio habían sido pocos y de limitada influencia. Igualmente siguieron minoritarios los resistentes activos. Pero en contra de lo escrito por algunos buenos historiadores, estas minorías no eran exclusivamente las fuerzas de la resistencia.
Un grupo de maquis entabla contacto con tropas canadienses en La Trésorerie, en vísperas del ataque sobre la ciudad de Boulogne el 14 de agosto de 1944Un grupo de maquis entabla contacto con tropas canadienses en La Trésorerie, en vísperas del ataque sobre la ciudad de Boulogne el 14 de agosto de 1944
Ya en 1943 se enrolaron en la resistencia un número importante de jóvenes amenazados por el servicio de trabajo obligatorio en Alemania. Esto permitió formar maquis armados en el campo, en los Alpes y el Macizo Central, donde intervinieron en los últimos combates contra el ocupante.

Estos jóvenes procedían de todas las clases sociales y su compromiso con la resistencia nacía de la opresión que el ocupante ejercía -con exigencias crecientes- sobre el conjunto de la población. Esta, por tanto, se sentía progresivamente implicada en la lucha contra el ocupante y cada vez más próxima a los resistentes.

Pero, además, es evidente que si los resistentes pudieron actuar y evitar la destrucción de su organización a manos del enemigo, fue por su perfecta conexión con el medio en que operaban.

Los resistentes se beneficiaron del apoyo de la población. Esta les procuró escondite y alimentos. Y cuando caían en poder de la Gestapo los jefes o los mandos de un movimiento, otros hombres les sustituían automáticamente.

En cambio, el ocupante se veía abocado a una situación de permanente inseguridad por el carácter multiforme y difuso de la resistencia y por la hostilidad que respiraba por doquier, e iba tejiendo un cerco de animadversión en torno suyo.

En esto, la resistencia fue una resistencia de masas. La guerra de partisanos no resultó en Francia tan virulenta y mortífera para el Ejército alemán como en los países de la Europa del Este: URSS, Polonia y Yugoslavia. Porque, más que por las repercusiones de los combates, sabotajes y emboscadas -multiplicadas, sin embargo, en 1944-, la resistencia francesa tuvo incidencia en la desmoralización del adversario.

Gracias a su honda implantación en las masas populares, rurales y urbanas, las fuerzas de la resistencia pudieron desempear un papel activo y espectacular en la liberación de su país. Tras el desembarco de Normandía, el 6 de junio de 1944, desplegaron sus tentáculos por doquier.

Ellas solas liberaron, sin intervención del Ejército aliado, toda la parte de Francia situada al sur y oeste del Loira y del Ródano, después de haber reconquistado Córcega en 1943. Participaron, asimismo, en otros frentes junto a los ejércitos angloamericanos para liquidar los últimos rescoldos de la resistencia enemiga. París, en fin, fue liberado en agosto de 1944 por las fuerzas insurgentes de la capital, apoyadas por la huelga de todas las fuerzas vivas del casco urbano y por un destacamento de la segunda división blindada de la Francia libre desembarcada en Normandía junto a los americanos.

Un ejército francés regular formado en África del Norte (primer ejército) contribuyó a la liberación del corredor del Ródano y luego del este de Francia. Reforzadas estas fuerzas por otras del interior -constituidas por agentes que habían participado en la liberación del territorio-, estos ejércitos franceses regulares invadirán Alemania. Un grupo entrará en Bechtesgaden, nido de águila de Hitler. Otro seguirá hasta el Tirol austriaco. Esto permitirá a Francia participar en la derrota y ocupación de Alemania y en la decisión sobre su futura suerte.

Mientras tanto, en Francia, el carácter masivo logrado por la resistencia permitirá a sus miembros instalarse en el poder tan pronto como los alemanes lo abandonen, sin que los representantes de Vichy, privados del apoyo germano, osen oponerse y sin que logren los americanos montar sus servicios administrativos (Amgot) en el territorio liberado, como era su propósito.

Vichy había transigido con la humillación de Francia y su inserción en una Europa germana, dominada por el nazismo. Con la resistencia, Francia volvió a encontrarse al lado de americanos, ingleses y soviéticos con un lugar definido en el futuro de Europa.
Sello conmemorativo del 30º aniversario de la liberación con presencia de la Medalla de la ResistenciaSello conmemorativo del 30º aniversario de la liberación con presencia de la Medalla de la Resistencia
La Medalla de la Resistencia

La Medalla de la Resistencia Francesa fue instituida en Londres por la Orden del 9 de febrero de 1943 del General de Gaulle, "Jefe de la Francia Combatiente". Su finalidad era "reconocer los actos destacados de fe y valor que, en Francia, en el Imperio y en el Extranjero, contribuyeron a la resistencia del pueblo francés contra el enemigo y contra sus cómplices desde el 18 de junio de 1940".

Es la segunda y única condecoración después de la Orden de la Liberación, creada durante la guerra por el General de Gaulle.

La Medalla de la Resistencia Francesa fue otorgada a aproximadamente 44.000 personas vivas y a otras 20.000 a título póstumo, pertenecientes tanto a los Franceses Libres como a la Resistencia Interna.

Fue también otorgada a 18 Entidades Territoriales (17 ciudades o pueblos de la metrópoli, desde Lyón o Brest hasta la Isla de Sein, y el Territorio de la Nueva Caledonia), a 21 unidades militares de los tres ejércitos y a otras 15 entidades (Institutos, Hospitales, Conventos, etc.)
Atuendo maquiAtuendo maqui

Fuentes y referencias:
Wikipedia
http://www.artehistoria.es
https://meusmanifesto.wordpress.com
http://www.ordredelaliberation.fr
Ordre de la Libération (1) British Flying Cross (1) Purple Heart (1) Africa Star (1) Kinshi Kunsho (1) Orden Trudovogo Krasnogo Znameni (5) Conspicuous Gallantry (3) Commendation Medal (1) Polemikos Stauros (1) Order Wojskowy Virtuti Militari (1) Cruz al Mérito Naval con distintivo blanco (1) Ritterkreuz mit Eichenlaub, Schwertern und Brillianten (1) Pour le mèrite (1)

Quieto
Soldado
Soldado
Mensajes: 12
Registrado: 15 04 2008 13:50

Mensaje por Quieto » 22 04 2008 14:35

Muy interesante artículo que nos ofrece una visión romántica de la Francia ocupada durante la guerra. Cuando uno lee sobre esta época siente como si debajo de cada francés se ocultase un patriota dispuesto a darlo todo por defender su noble causa.

Sin embargo, en una ocasión tuve la oportunidad de leer la versión del literato Michel Tournier, que transmitía una impresión muy diferente. La verdad es que se trata de una opinión polémica que no ha sentado muy bien en la sociedad francesa, poco propensa a reconocer sus pecadillos. Fíjense, por ejemplo en este párrafo extraído de una entrevista a Tournier:

"Este origen* del nazismo explica en parte que haya sido rápidamente asimilado por ciertos medios franceses durante la ocupación. No hay que olvidar que si el cerebro de la ocupación era alemán, sus ejecutantes eran franceses. Son los franceses quienes hicieron la gran redada antijudía del Vel d'Hiv y la masacre de Oradour."

*Se refiere al origen bávaro-católico.

Un allegado conoció muy estrechamente, ya que éste fue su profesor, a un miembro de la resistencia. Se dedicaba a colocar bombas en los trenes y aunque él era francés, casi la totalidad de su comando estaba compuesto por republicanos refugiados de la guerra civil española.

Al final terminó siendo apresado, según temía, denunciado por un "compañero" y, a pesar de ser sometido a todas las torturas que quieran imaginar (programa nacht und nebel) consiguió sobrevivir gracias a que un oficial alemán impidió que le dieran el pasaje final. En fin, hay gente que nace para vivir intensamente.

Avatar de Usuario
albertoa
Major General
Major General
Mensajes: 5827
Registrado: 04 04 2008 00:05
País 2GM: U.S.A
Zona/Región: Normandía. Playa Omaha
Ubicación: España

Mensaje por albertoa » 22 04 2008 15:49

Efectivamente, como así apuntas Quieto, no todos los franceses colaboraron o simpatizaron con la Resistencia. Por el contrario, había muchos fervorosos nazis y bastantes más a los que les daba igual y se sentían cómodos con el Gobierno de Vichy. La Resistencia la formaron unos pocos y como bien señalas, por bastantes españoles entre sus filas. Dicen algunos que realmente el "maquis" francés lo organizaron y adiestraron españoles. No se si será cierto.
Saludos.

Unidad: 29th Infantry Division (U.S Army)



"Aunque el engaño sea detestable en otras actividades, su empleo en la guerra es laudable y glorioso, y el que vence a un enemigo por medio del engaño merece tantas alabanzas como el que lo logra por la fuerza."
Nicolás Maquiavelo.
Ordre de la Libération (1) British Flying Cross (1) Purple Heart (1) Africa Star (1) Kinshi Kunsho (1) Orden Trudovogo Krasnogo Znameni (5) Conspicuous Gallantry (3) Commendation Medal (1) Polemikos Stauros (1) Order Wojskowy Virtuti Militari (1) Cruz al Mérito Naval con distintivo blanco (1) Ritterkreuz mit Eichenlaub, Schwertern und Brillianten (1) Pour le mèrite (1)

dasboot47
Soldado de 1
Soldado de 1
Mensajes: 34
Registrado: 05 04 2008 18:26
Ubicación: Barcelona

Mensaje por dasboot47 » 22 04 2008 18:12

Hubo mucha participacion de republicanos españoles en La Resistencia Francesa. Aportaron sus conocimientos como combatientes y su fuertes convicciones antifascitas.

Personalmente conozco, bueno.. ya falleció hace muchos años, una "respetable abuela" que en su juventud, exilada en Francia, combatió con la resistencia en la zona de Arles, y contaba que muchos españoles luchaban en la Resistencia, a pesar del mal trato que recibieron por parte de los franceses cuando al finalizar la Guerra Civil Española, tuvieron que pasar a Francia donde muchos fueron internados en campos de prisioneros en ínfimas condiciones.

Tambien decía que muchos franceses, fueron o bien colaboracionistas o bien simplemente meros espectadores que vivian una vida casi normal a pesar de la ocupación.

La venganza de los franceses contra los colaboracionistas fué terrible, y aún hoy en dia suscita recelos en algunos pueblos franceses.
También contaba que muchos franceses que no habian dado ni golpe hasta la liberación, cuando ya todo estaba perdido para los alemanes, como cuando la liberación de París, se pusieron el brazalete con la cruz de Lorena y salieron a la calle como si fueran "veteranos" en la lucha contra la ocupación.

Esperaron al último momento para quedar como "luchadores" y subirse al carro de la victoria sin haber arriesgado nunca su vida, como hicieron en cambio miles de franceses y espaoles, que contribuyeron de forma efectiva a la derrota alemana, volando puentes, trenes, entreteniendo tropas que deberian estar en otro sitio, colapsando las vias de comunicaciones, ayudando a pilotos aliados derribados, facilitando información a los aliados, etc. etc.

Os recomiendo, si me lo permitís, una buena película : "El tren", donde narra los esfuerzos de un puñado de resistentes para evitar que un tren lleno de obras de arte, sea enviado a Alemania.

Saludos

Danix!
Subteniente
Subteniente
Mensajes: 748
Registrado: 01 02 2008 21:48
Ubicación: Chile

Mensaje por Danix! » 22 04 2008 20:51

En realidad se a magnificado mucho el aporte real de la resistencia francesa, de partida jamás fue una fuerza bajo un mando único, la falta de cohesión entre sus filas creo muchos grupos que actuaban mas según sus convicciones políticas que patriotas, esto le restó bastante eficacia a la resistencia, además sus informantes, al ser de grupos variados en ocasiones entregaban informacion contradictoria!!

De hecho los estadounidenses luego reconocieron que estas fuerzas fueron útiles, pero muy poco, solo se alabó su obra para calmar a los comunistas de sus filas, para poder desarmarlo con facilidad, porque de no ser así se arriesgaban a una revuelta en francia!

Obviamente hubo muchos héroes dentro de las agrupaciones, y otros tantos criminales más... Sino quien masacró y quemó a los miembros de la ambulancia alemana que fue una razón más para la venganza contra los civiles de Oradour!

Avatar de Usuario
albertoa
Major General
Major General
Mensajes: 5827
Registrado: 04 04 2008 00:05
País 2GM: U.S.A
Zona/Región: Normandía. Playa Omaha
Ubicación: España

Mensaje por albertoa » 22 04 2008 21:51

No estoy muy de acuerdo contigo Danix. Fueron bastante efectivos como grupos de resistencia independientes, si bien, no constituyeron fuerzas amplias de combate como sucedió en Grecia, Yugoslavia o la antigua URSS. Durante la Operación Overlord y antes de la misma, sus acciones fueron muy valiosas y se vio que actuaban como grupos aislados e independientes entre si. Esa era la táctica. Cada grupo tenía sus propias claves y lo que significaba algo para una, para otra no suponía nada. Además, si un grupo caía, al no tener información de otros grupos, no podía delatarlos.

Respecto a lo de asesinos, en todos los bandos los hubo, pero desde luego en eso ganaron por goleada los nazis y sus aliados del Eje.

Unidad: 29th Infantry Division (U.S Army)



"Aunque el engaño sea detestable en otras actividades, su empleo en la guerra es laudable y glorioso, y el que vence a un enemigo por medio del engaño merece tantas alabanzas como el que lo logra por la fuerza."
Nicolás Maquiavelo.
Ordre de la Libération (1) British Flying Cross (1) Purple Heart (1) Africa Star (1) Kinshi Kunsho (1) Orden Trudovogo Krasnogo Znameni (5) Conspicuous Gallantry (3) Commendation Medal (1) Polemikos Stauros (1) Order Wojskowy Virtuti Militari (1) Cruz al Mérito Naval con distintivo blanco (1) Ritterkreuz mit Eichenlaub, Schwertern und Brillianten (1) Pour le mèrite (1)

dasboot47
Soldado de 1
Soldado de 1
Mensajes: 34
Registrado: 05 04 2008 18:26
Ubicación: Barcelona

Mensaje por dasboot47 » 22 04 2008 22:25

Como bien apunta Albertoa, una de las claves del éxito de los grupos de la resistencia fué la cierta "independencia" entre ellos, cosa muy útil cuando caian en manos de la Gestapo, pues si no conoces una información, por más que quieran no te la van a sacar jamás y al mismo tiempo se minimiza el riesgo de delatores.

Tambien hubo, como no, ciertos problemas entre grupos de diferentes ideologias, siendo los más independientes los comunistas.

Quieto
Soldado
Soldado
Mensajes: 12
Registrado: 15 04 2008 13:50

Mensaje por Quieto » 23 04 2008 12:24

Sobre el tema de la moralidad en cada bando... El señor de la resistencia a quien hice referencia un poco más arriba hace unas declaraciones en una entrevista que ponen en evidencia que esa preocupación por las vidas en cualquiera de los bandos no es más que apariencia.

En la entrevista dice cómo DeGaulle le pidió que fuera a negociar con Himmler para la liberación de los deportados franceses. El decidió incluir además a los judíos deportados. Parece ser que Himmler le exigió a cambio salvoconductos para 250 SS y sus familias. Se los negaron, puede que justamente, pero los deportados no volvieron jamás.

La entrevista pueden encontrarla aquí. Lo malo es que está en francés.

http://www.nouvellescles.com/article.ph ... rticle=514

Saludos

Avatar de Usuario
Donald Malarki
Staff Sergeant
Staff Sergeant
Mensajes: 347
Registrado: 19 02 2017 13:26
País 2GM: E.E.U.U
Zona/Región: Normandía/Eindhoven/Bastogne/Foy/Hagenau/Landsberg/Berchestgaden.
Ubicación: España.

Re: La Resistencia francesa

Mensaje por Donald Malarki » 08 03 2017 18:30

Pues si, el bisabuelo de un compañero de trabajo fue un maqui de la resistencia Italiana que fue abatido en el norte de Italia.
Quien sobreviva a este día, se pondrá de puntillas cuando este día sea mencionado, Currahee!!



Unidad: 101st Airborne Division 'Screaming Eagles'
Orden Trudovogo Krasnogo Znameni (1) Médaille des Services Volonataires dans la France  (1)

Responder